Ciudad inicia la implementación de la Ley Micaela

Jun 09, 2021 Categoría: Género
MG

El personal recibirá una capacitación virtual obligatoria para incorporar la perspectiva de género a sus labores. El intendente Ulpiano Suarez participó de la presentación de la iniciativa.

La Municipalidad de la Ciudad de Mendoza anunció este miércoles que inicia la implementación de la Ley Micaela en todo el ámbito municipal. Esta acción permitirá incorporar un enfoque de género en las tareas que se desempeñan en el municipio. Para ello, se le brindará a todo el personal una capacitación virtual, gratuita y obligatoria. La primera cohorte estará integrada por funcionarios y cargos jerárquicos.

El intendente Ulpiano Suarez presentó en el microcine municipal el comienzo de las capacitaciones. El jefe comunal destacó el trabajo que el municipio viene realizando para erradicar y prevenir las situaciones de violencia de género. “Esta problemática requiere que nos ocupemos; por eso, las acciones sostenidas en el tiempo”, planteó. El mandatario resaltó también la necesidad de “trabajar por una sociedad con igualdad de derechos y oportunidades, en la que no haya discriminación, exclusión y muchos menos violencia”.

“Esta capacitación no solo es obligatoria porque lo dice la ley, sino porque es necesaria para construir una mejor sociedad. Pido que la hagan con mucho compromiso, para que ustedes, que tienen una responsabilidad política, le trasladen el mensaje a sus equipos. Estoy seguro de que, si incorporamos la perspectiva de género a la gestión, vamos a poder generar mejores políticas públicas para lograr esa Ciudad segura para mujeres y niñas”, les transmitió el intendente a los funcionarios presentes.

La titular de la Coordinación de Género, Mujeres y Diversidad, Alejandra Jara, aclaró que la perspectiva de género “no es una ideología, sino un cambio de paradigma”. “El cambio de paradigma propone pensar en que las relaciones entre hombres y mujeres, disidencias o colectivos discriminados se han establecido desde una lógica que incluye lo económico, lo político y lo social. Invitar a replantearse que muchas de las desigualdades históricas que han vivido los grupos minoritarios se relacionan con un paradigma viejo que debemos empezar a dejar de usar. El Estado, en todos sus niveles, tiene la obligación de hacerlo”, explicó.

La implementación de la Ley Micaela tiene por objetivo incorporar la perspectiva de género en todas las áreas y labores. En este sentido, se desplegará una estrategia de sensibilización y concientización sobre la discriminación por motivos de género y su impacto en la vida de quienes la padecen. Asimismo, se busca conocer los recursos que dispone el Estado, en especial el municipio, para la atención de la problemática. Todo ello contribuirá a prevenir la violencia de género y permitirá brindarles mejor orientación y acompañamiento a las personas que la transitan, sin caer en la revictimización.

Detalles sobre la capacitación
Tal como fue mencionado anteriormente, el cursado se realizará de manera online en la plataforma de capacitación del municipio y será de carácter obligatorio y gratuito. Su duración será de cuatro semanas y comprenderá 35 horas cátedra. Habrá un espacio de foro para despejar dudas, realizar consultas y mantener una comunicación fluida con los profesionales referentes. Al finalizar cada eje, habrá instancias de cierre con preguntas para sintetizar los contenidos enseñados. Además, se tomará un examen final.

Ley Micaela
La norma recibió su nombre en homenaje a Micaela García, víctima de femicidio y militante feminista. La joven entrerriana fue asesinada en 2017 por Sebastián Wagner, quien cumplía condenas por dos violaciones y gozaba del beneficio de la libertad condicional. Un mes después del crimen, un grupo de docentes, investigadoras, académicas y funcionarias presentaron un proyecto de ley que promovía la capacitación de integrar los diferentes estamentos del Estado para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra la mujer. La iniciativa fue sancionada, finalmente, a fines de 2018.

La violencia de género es una de las mayores preocupaciones de la sociedad actual, debido al alto incremento año tras año en el número de mujeres que la sufren. Es por esto por lo que la Ley Micaela tiene por finalidad dar cumplimiento al deber que asumió la Argentina cuando, en 1994, firmó la Convención interamericana para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra la mujer (Belem do Pará). Asimismo, busca que el país respete el compromiso que asumió en 1979 al adherir a la Convención para la Eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer.

El primer paso para garantizar la igualdad y los derechos de las mujeres y disidencias es tomar conciencia del impacto que el sistema patriarcal ha tenido y tiene aún en las prácticas y relaciones sociales. Actualmente, existen marcos jurídicos nacionales y provinciales que tipifican las modalidades y los tipos de violencia, y proponen monitorear las situaciones de discriminación y de violencia por motivos de género. Es un gran avance que desafía a continuar trabajando para que todas las mujeres y personas del colectivo LGTBQI+ accedan equitativamente a las posibilidades que ofrecen tanto la esfera pública como privada para lograr una mejor calidad de vida.

La implementación de la ley es necesaria por el incremento en la cantidad de mujeres e integrantes del colectivo LGTBQI+ que buscan acompañamiento y asesoría por parte del municipio. Entre 2020 y 2021, aumentaron 83% los casos recepcionados por la Coordinación de Género, Mujeres y Diversidad de la Ciudad. En un año, ascendió 144% el número de personas bajo tratamiento y se produjeron un 10% más de intervenciones.

Descargar imágenes audiovisuales

Leave a Comment!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Unite a nuestras redes!